N DEL DIARIO: CUIDADO CON EL PADRE DE ESTE TENISTA, ES FASCISTA RETROGRADO, COMPARA AL HIJO CON JESUS, HABLA DE CRUXIFICCIÓN Y SOSTIENE POLITIZANDO LA SITUACIÓN DEL HIJO QUE QUIERE BURLARSE DE LAS LEYES DE AUSTRALIA, DOS VECES CONTAGIADO, CONFESO ANTIVACUNA, QUE SE QUIERE PONER DE RODILLAS A SERBIA!!!!ESTE HOMBRE SE QUEDÓ EN EL GENOCIDIO, CUANDO LOS SOLDADOS SERBIOS ATABAN A LAS MUJERES BOSNIAS EN ALAMBRADOS, LAS VIOLABAN Y LAS QUEMABAN. AUSTRALIA HA SIDO CLARA. NADIE ESTÁ POR ENCIMA DE LAS REGLAS.

De Djokovic a Zannini, historias de privilegios y privilegiados

Al número 1 del mundo no le permiten el ingreso para jugar en Australia. El primer ministro de ese país dijo: “Nadie está por encima de las reglas”. El recuerdo de Zannini, Alberto Fernández y la justificación de los vacunados vip.

De Djokovic a Zannini, historias de privilegios y privilegiadosDjokovic y Zannini, un mundo de privilegios.

Novak Djokovic, número 1 del mundo y 9 veces campeón en Australia, espera en el “Hotel de los Gusanos” que se defina su ingreso al país para jugar la edición 2022 del Abierto de ese paísLa decisión se conocerá el lunes.

Una rápida cronología ayuda a entender lo que desde lejos parece complicado pero es bastante simple. Djokovic es un antivacunas confeso y hasta hoy nunca confirmó si fue vacunado. Australia sólo permite el ingreso a quienes certifiquen el esquema completo o sean eximidos por razones médicas. El serbio pidió una exención que le fue otorgada por los organizadores y por las autoridades del Estado de Victoria, sede del Melbourne Park. Pero al llegar, los controles federales le negaron el ingreso y ordenaron su deportación; el tenista respondió con un recurso legal. Y palpita la definición en el Park Carton Hotel, que no es un cinco estrellas, claro.

Pregunta obligada, ¿por qué le dieron la exención? No hubo explicaciones oficiales, pero trascendió que el argumento de Nole fue que se había contagiado dos veces de Covid y eso lo calificaba como inmunizado. Las autoridades de salud australianas no opinaron lo mismo.

Lo que siguió fue humo y jueguito para la tribuna. Sobre todo de Srdjan Djokovic, padre del tenista, que decidió victimizar a su hijo y apelar a un peligroso discurso nacionalista: “Novac es Serbia y Serbia es Novac. Querían ponerlo de rodillas, pero no sólo a él sino a todo el pueblo serbio”aventuró. No es original. Cuando se está flojo de papeles la estrategia repetida es embarrar la cancha con teorías conspirativas que mezclan todo, por ejemplo al deportista con el país. El propio Nole sumó otro ingrediente a la coctelera: “Dios lo ve todo. Mi bendición es espiritual y la de ellos es material”. 

Dejando a Dios y a la Patria a un costado, lo que se advierte es un intento de recibir privilegios (de Djokovic) y un intento de otorgar privilegios (de Craig Tiley, director del torneo) para defender el negocio. Lo cierto, al menos hasta ahora, es que los organizadores no pudieron justificar porqué le dieron la excepción luego rechazada por el Gobierno. Tiley dijo que no comunicaron los motivos “para garantizar la privacidad” del jugador, declaración que sólo levantó más sospechas.

El primer ministro australiano Scott Morrison fue quien menos habló: “Reglas son reglas, en especial en nuestras fronteras. Nadie está por encima de las reglas”, dijo.

Aunque lejano, el episodio sirve para observar las diferentes reacciones de los líderes a los intentos de vulnerar las reglas. Si el serbio enfrentara una situación similar en la Argentina podría recurrir al auxilio legal del procurador Carlos Zannini, doctor honoris causa en “estar por encima de las reglas”. Cómo olvidar el alegato a favor de su vacunación VIP, la de su esposa y la de Horacio Verbitsky “por ser una personalidad que necesita ser protegida por la sociedad”. Si tal argumento fracasara, queda la jurisprudencia sentada por Alberto Fernández y su “nadie puede ser castigado por adelantarse en una fila”, definición explícita a favor de la trampa ratificada meses después con las fotos de la fiesta de los privilegiados en la residencia presidencial de Olivos. Y los ejemplos podrían continuar de aquí hasta Australia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here